Comparación entre el ejercicio y los medicamentos para tratar la presión arterial alta

Según la Organización Mundial de la Salud, la presión arterial alta afecta a más de 1 13 mil millones de personas en todo el mundo. Si se le diagnostica hipertensión arterial, un médico convencional podría recetarle un antihipertensivo.

presion

La eficacia de los medicamentos antihipertensivos varía en cada paciente, y vienen con una larga lista de posibles efectos secundarios. Las estrategias naturales para prevenir y tratar la presión arterial alta son ignoradas por muchas personas, pero no deberían serlo. Existen muchas formas sin medicamentos que ayudan a disminuir su presión arterial, incluyendo el ejercicio.

Una revisión reciente apoya la idea de que el ejercicio puede considerarse un medicamento potente, pero cuestiona la cantidad de personas que realmente consideran que el entrenamiento es un remedio natural para los problemas de salud. Dado que los medicamentos rara vez se comparan con el ejercicio en términos de tratar la misma afección, los autores de la revisión decidieron hacerlo.

Los investigadores de London School of Economics, Universidad de Stanford y otras instituciones se centraron en la presión arterial sistólica. Recolectaron datos de más de 50 000 voluntarios, y encontraron que todos los medicamentos y cualquier tipo de ejercicio podrían disminuir la presión arterial.

Recetar el ejercicio como un tratamiento para varios padecimientos, como la hipertensión arterial, resistencia a la insulina, obesidad y osteoartritis, es un tema que cada vez es más considerados por los médicos y los científicos.

 Dicha revisión demuestra que ambos enfoques pueden reducir la presión arterial alta, es una prueba más de que los cambios en el estilo de vida, como el ejercicio, deben ser el primer paso.

Además del ejercicio regular, otras formas seguras y naturales de vencer la presión arterial alta sin tener que recurrir a los medicamentos, incluyen:

  • Una alimentación saludable: los alimentos procesados contienen cantidades ocultas de sodio, grasas trans, fructosa y granos. En cambio, adopte una alimentación que contenga alimentos saludables y orgánicos.
  • Un peso saludable: el sobrepeso puede forzar su corazón, así que asegúrese de mantener un peso saludable con el fin de disminuir sus niveles de presión arterial.
  • Controle su estrés: el estrés puede causar un incremento repentino en los niveles de presión arterial, y como consecuencia, fomentar hábitos que pueden ser perjudiciales para su corazón. Determine los factores que desencadenan su estrés y encuentre una manera de manejar sus emociones ante situaciones difíciles. El yoga, la meditación y las técnicas de respiración podrían ser ideales.
  • Optimice sus niveles de vitamina D: la deficiencia de vitamina D puede causar rigidez arterial, lo que puede desencadenar la presión arterial alta. Aumente sus niveles de vitamina D a través de exponerse ligeramente a los rayos del sol o consumo alimentos ricos en vitamina D, como el salmón salvaje de Alaska y huevos orgánicos.
Haga clic aquí y sea el primero en comentar sobre este artículo
Publique su comentario