Women Probiotics Women Probiotics

PUBLICIDAD

Pasar más de 2 horas frente a una pantalla podría perjudicar el cerebro infantil

Durante décadas, los investigadores han exhortado a los padres a limitar el tiempo que sus hijos pasan frente a la televisión, pero un nuevo estudio duplica esas advertencias y señala que los niños se desempeñan mejor en las pruebas mentales y académicas cuando pasan menos de dos horas en pantalla al día--informa Healthline.

Y no solo eso, sino que pasar menos tiempo frente a una pantalla--sobre todo de dispositivos que emiten luz azul--ayuda a los niños a obtener más sueño continuo cada noche.

Pantalla

Esta es una recomendación que todos podrían tomar muy en serio, incluidos los adultos, ya que dos de los mayores contribuyentes a los malos hábitos del sueño son el uso de iluminación artificial y aparatos electrónicos durante la noche, así como la exposición insuficiente a la luz del sol durante el día.

La intensidad de la luz se mide en unidades lux, y en un día cualquiera, las unidades lux en el exterior al mediodía son de alrededor de 100 000. En interiores, el promedio usual es entre 100 y 2 000 unidades lux--aproximadamente dos órdenes de magnitud menos.

Entonces, cuando pasa todo o la mayor parte de su día en espacios interiores, esencialmente entra en un estado de "deficiencia de luz".

Si desea dormir bien, debe mantener sus ritmos circadianos en la armonía adecuada, y el primer paso para ello es asegurarse de obtener una dosis suficiente de exposición a la luz solar brillante durante el día.

Posteriormente y sin importar su edad—pero sobre todo los niños—hágase a la idea de renunciar a su celular, computadora y otros dispositivos electrónicos por lo menos una hora antes de irse a dormir, aunque de preferencia por más tiempo.

Por lo general, un cerebro adulto comienza a aumentar progresivamente la hormona melatonina alrededor de las 9 o 10 de la noche, lo que le produce somnolencia.

La melatonina actúa como un marcador de su fase circadiana o sincronización biológica, pero la luz azul de dichos dispositivos altera la producción de la misma.

Hay muchas maneras de reducir su exposición a la luz azul por la noche, pero una de las soluciones más fáciles que he encontrado es simplemente usar lentes de color ámbar que bloquean la luz azul.

Bloquear la luz azul ayuda a regular su reloj interno con el fin de controlar los patrones de sueño y reduce el efecto negativo que las longitudes de onda de alta frecuencia tienen en su mácula.

Una de las formas más económicas y sencillas de lograrlo es usar gafas que bloquean la luz azul después de las 7 p.m. Si utiliza algún dispositivo digital de manera constante durante el día, considere usar las gafas a diario después del mediodía.

Haga clic aquí y sea el primero en comentar sobre este artículo
Publique su comentario